- 
doppler-ABPI

Prevención de las enfermedades arteriales periféricas

 
Las enfermedades arteriales periféricas, también conocidas como EAP, son una preocupación creciente respecto a los problemas cardiovasculares alrededor del mundo. El número de incidencias ha aumentado significativamente el índice de morbilidad y disminuido la calidad de vida total para un número de personas en riesgo. Debido a esto, la gente dedica especial consideración a asegurar su detección temprana.

De entre esta gente, los pacientes con diabetes o los que están en riesgo de desarrollarla requieren una consideración y realización de pruebas de forma proactiva. Esto es esencial puesto que la diabetes aumenta las probabilidades de que desarrollen EAP de 2 a 4 veces más. Si la enfermedad no se diagnostica y se ignora, pueden emerger complicaciones que amenacen sus vidas. El índice de presión tobillo-brazo es una de las formas más efectivas de detectar EAPs.

Durante años, los profesionales médicos han utilizado la Sonda Doppler para medir el IPTB. Pero gracias a los avances técnicos en el campo médico, nuevos dispositivos mejorados han salido a la luz.

MESI ABPI MD o Dispositivo de medición del índice de presión del tobillo-brazo de MESI es una de estas invenciones. Ofrece una alternativa de medición innovadora a las tecnologías mucho más antiguas. Comparado con el Doppler manual que se ha utilizado durante años, el dispositivo de medición MESI ABPI ofrece lecturas más objetivas y precisas debido a la tecnología automatizada en la que se basa.

Para darle una idea de las mejoras que aporta MESI ABPI a la medición del IPTB, aquí tiene una comparación entre la sonda regular manual Doppler y el dispositivo en cuestión. 

Diferencias entre MESI ABPI y Doppler

Descanso previo a la medición

Con el fin de eliminar errores de lectura, la Asociación del Corazón de América sugiere un tiempo de descanso antes de medir la presión sanguínea. Cuando se trata de utilizar una Doppler manual, el tiempo de descanso general necesario se encuentra entre los 10 y los 29 minutos. El MESI ABPI MD, por otro lado, requiere cerca de 0 minutos de tiempo de descanso previo a la medición. Además de ahorrar tiempo, esto también elimina el error de desviación de la presión sanguínea. 

Duración de la medición

La velocidad y la eficiencia son ambas increíblemente importantes por lo que respecta a los diagnósticos. Si las arterias bloqueadas pueden detectarse en etapas tempranas de las EAP, los pacientes tienen un potencial de curación mucho mejor y una calidad de vida aumentada.

La medición con la sonda Doppler, incluyendo el tiempo de descanso y el cálculo manual, pueden tardar unos 30 minutos. Comparado con esto, MESI ABPI MD utiliza tecnología pletismográfica, lo que proporciona una medición simultánea con 3 brazaletes (3CUFF) y completa la evaluación en un minuto. Esto lo convierte en uno de los dispositivos más rápidos de evaluación del IPTB. 

El proceso de medición

Una de las diferencias más notables entre la sonda Doppler y MESI ABPI MD es que este último permite realizar mediciones simultáneas. Con la sonda Doppler, el profesional médico debe medir cada extremidad por separado.

MESI ABPI MD tiene tres brazaletes que pueden atarse a las extremidades de la persona a la vez. El brazalete rojo está hecho para ir en la parte superior del brazo y los brazaletes amarillo y verde, en los tobillos izquierdo y derecho, respectivamente. El dispositivo no proporciona mediciones de presión simple: debido al algoritmo PADsense, el inflado y desinflado son controlados. Esto permite las mediciones simultáneas, haciendo que el proceso sea mucho más fácil y rápido.

Cálculos

Cuando se trata de lecturas de presión real, la sonda Doppler requiere que el profesional médico calcule manualmente el índice. Puesto que el dispositivo de medición MESI ABPI está diseñado con software inteligente y sensores pletismográficos que automatizan el cálculo con una mayor precisión, la medición es objetiva y elimina el error humano. 

Beneficios adicionales

Como beneficio adicional, el dispositivo MESI ABPI genera un informe automático, equipado con formas de onda de pulso, que puede analizarse en un PC y luego imprimirse, mientras que la Sonda Doppler, no. Esto es útil para el mantenimiento de los informes de pacientes y la facturación de aseguranzas, también.

Llevar a cabo una medición con la sonda Doppler manual también requiere que el personal médico esté específicamente formado. En cambio, todos los profesionales médicos ya están familiarizados con los brazaletes y necesitan ponerlos solamente en las extremidades derechas para conseguir una lectura.

De forma colectiva, las diferencias entre los dos dispositivos demuestran que el dispositivo de medición MESI ABPI es un dispositivo de evaluación más rápido y eficiente que la sonda Doppler estándar. El dispositivo es una mejora en general en términos de realizar la medición del índice de presión tobillo-brazo en todos los pacientes en el grupo de riesgo con el objetivo de detectar a los que están afectados por la enfermedad en sus etapas tempranas, haciendo que el proceso sea más eficiente.

¿Está interesado en adquirir el MESI ABPI MD?